Blog

Grändma, Modelitos Fetén es un proyecto de moda sostenible capitaneado por dos generaciones de mujeres, madre e hija, que vuelcan su pasión por la moda, el arte, la artesanía, la cultura y el medio ambiente a través del rescate y restauración de prendas realmente especiales por su antigüedad, elaboración, belleza y exclusividad. Este proyecto nace en Albacete, nuestra ciudad, aunque influenciado por nuestras raíces de la serranía jienense, concretamente la Sierra de Segura. 

Nieves, la madre, es una apasionada de la lectura y la naturaleza y una artista con la aguja desde que era bien pequeña. Marta, la hija, se ha formado y trabajado toda su vida como Educadora Social con colectivos en grave riesgo de exclusión social, hasta que hace unos años decidió dejar su trabajo debido a un problema de salud y volcar toda su energía en Grändma, Modelitos Fetén.

¿Cómo surge Grändma?

Grändma nace del dolor, (de una situación familiar muy complicada), pero se transforma en ilusión y fuerza, en deseo de participar en la construcción de un mundo mejor y más justo sin renunciar a la belleza, la tradición y el arte como senda vital. Surge a raíz de la necesidad de un proyecto común entre madre e hija para superar las adversidades, un proyecto en el que depositar y canalizar nuestra energía y valores y que nos empuje a tener un proceso y un objetivo común para recuperar la ilusión. Nace también de la necesidad de dar visibilidad y dotar de reconocimiento al trabajo que tradicionalmente, y de forma precaria, han desarrollado las mujeres, nuestras antepasadas y, aún hoy, nosotras.

En 2014 comenzamos esta aventura, customizando prendas vintage rescatadas de mercadillos de España y Europa para darles una nueva vida y recuperar tejidos, patrones y costuras de gran calidad y belleza.

Pronto creamos nuestra primera colección de turbantes, fabricados con tejidos excedentes de la industria textil y/o provenientes del comercio local. Asimismo, a partir de los restos de estas creaciones únicas y exclusivas, (nuestros turbantes fetén), elaboramos pequeñas piezas artesanas como pajaritas o coleteros. El residuo cero es un objetivo primordial en Grändma Modelitos Fetén.

 

Unos años después lanzamos nuestra primera colección cápsula, y, desde entonces, anualmente lanzamos un máximo de 10 prendas exclusivas patronadas y confeccionadas desde lo íntimo y lo amoroso.

 Es en 2020, posiblemente el año más difícil de nuestras vidas, (marcado por la pandemia y la pérdida de mi padre tras una durísima enfermedad), cuando lanzamos la colección “Kintsugi: belleza en las cicatrices de la vida”, compuesta por piezas antiguas rescatadas del olvido y restauradas minuciosamente con mimo y paciencia. Vestidos lenceros de seda, muselina, raso, algodón o lino decorados con artesanías ancestrales y perdidas, blusas con los detalles más finos, trajes de novia especiales y maravillosos, piezas tradicionales procedentes de diversas culturas, todas ellas resucitadas de un largo letargo que las mantenía en la oscuridad, forman la colección Kintsugi.

En 2021 nace Perlitas Grändma, una selección de piezas espectaculares, llenas de arte, artesanía, vida, belleza, tradición y personalidad. Piezas Kintsugi, mantones de manila y kimonos vintage japoneses son los tesoros que conforman Perlitas Grändma. Joyas antiguas restauradas y exclusivas con cientos de horas de trabajo tras de sí que se refleja en cada detalle. Trabajo y arte de nuestras antepasadas, ese que fue siempre invisible y que ahora queremos lanzar a lo más alto, donde todo el mundo pueda verlo.

+ Noticias   Entrevista a Clara López Cantos, hablamos sobre su interesante trayectoria en el sector audiovisual

En breve lanzaremos la sección “Grändma Decor”, compuesta por ropa “de casa”, cerámicas vintage y otros objetos especiales y únicos.

Vuestra moda colabora con un desarrollo sostenible, ¿por qué el reciclaje y lo vintage?

No concebimos belleza en la destrucción, en el abuso hacia las personas más vulnerables, en el círculo del comprar-infrausar-tirar. Creemos en el valor de lo ya fabricado, (no hay prenda más sostenible que la que ya existe), en apostar por textiles en desuso y en apoyarnos en comercios locales. La lógica de este sistema se basa en consumir sin filtros y de manera compulsiva, pero además nos impone seguir ritmos destructivos que deterioran nuestra salud física y mental. Creemos en lo lento, lo “slow”, en un modo de vida respetuoso con nosotras mismas, con todas las personas y con nuestro planeta. Es difícil, y casi un trabajo de malabarismos, sobrevivir bajo estos principios en la sociedad y el sistema actual, pero confiamos en que cada día somos más las personas conscientes de la imposibilidad de sostener estas dinámicas para poder alcanzar una vida que realmente merezca la pena vivir.

Por otro lado, recuperar artesanías perdidas parte de nuestra identidad cultural, del trabajo de nuestras ancestras, dar una nueva vida a tejidos que son tesoros, sacar a la luz patrones y costuras bellísimas… es conectar con la esencia del ser humano, con la belleza de lo único, de lo lento, de aquello en lo que se ha puesto el alma.

La calidad de las prendas antiguas y vintage es claramente superior a la de la mayoría de prendas actuales, que además son destructivas desde cualquier prisma. Algunas de nuestras prendas no son perfectas, tienen sus cicatrices, que con tanto cariño y paciencia hemos suturado, y para nosotras esto es un valor añadido, que otorga autenticidad y, sobre todo, el orgullo de la recuperación, de la historia y de la vida misma, que nos marca con sus heridas.

En vuestra web, hemos visto una sección muy interesante titulada “Editoriales”. Cuéntame más sobre esto.

Desde nuestros inicios teníamos muy claro que Grändma no era un proyecto de moda sostenible “al uso”, sino una forma de ver la vida y de vivirla, en la que la estética y una concepción artística de nuestras prendas era también esencia en este proyecto. Con las editoriales pretendemos mostrar nuestro concepto de la moda, vinculado siempre al respeto, a la belleza y al arte. Nuestra inspiración es la naturaleza, la danza, la poesía, la imagen con su poder transformador, poder transmitir las emociones que nos embargan, los valores en los que nos apoyamos. Pretendemos que las piezas que hemos recuperado, tratado y restaurado vuelvan a recobrar su alma, no solo su belleza. Además, para nosotras es imprescindible crear vínculos con otras creadoras/es, porque estamos unidas por el amor a lo que hacemos y la necesidad de expresar y sanar a través del proceso creativo. Creemos en la unión de las personas, en que juntas somos más fuerte, y en que crear de manera colectiva es un regalo.

+ Noticias   Entrevista a Belén G. Nieto: Poemas código, versos que surgen de la programación web.

¿En qué proyecto de moda estáis sumergidos actualmente?

Actualmente estamos muy centradas en la restauración de mantones de manila antiguos, en la creación de la próxima creación de turbantes y la colección cápsula (diseñada, patronada y confeccionada por las Grändma) de la próxima primavera. Somos conscientes de que no seguimos las lógicas de mercado ni los tiempos de la industria de la moda, pero así es como queremos y necesitamos trabajar, no concebimos otra manera, porque forzarnos a seguir unos ritmos que no nos corresponden sería dañino para nosotras y nuestra salud. 

Creo que es importante decir que nuestros ritmos de trabajo tienen trompicones, marcados por la necesidad de parar y respirar. Por ejemplo, este verano hicimos una pausa porque la salud así nos lo impuso, pero estamos muy felices y orgullosas de intentar escucharnos siempre y primar nuestra salud mental por encima de cualquier obligación impuesta. Estamos seguras de que no hacemos las cosas de la mejor manera (según el mercado), pero sí de la manera más limpia y saludable para nosotras.

¿Qué consejo le daríais a un estudiante de diseño de moda que esté pensando en crear su propia marca?

Dar consejo es una cosa muy seria, pero creemos firmemente que hacer lo que sientes, creer en ti misma y ser fiel a tus principios es el único camino para poder hacer algo de lo que realmente te sientas orgullosa. Estamos acostumbradas a que el triunfo se identifique con el dinero, las ganancias, pero para nosotras (por desgracia para nuestra economía) el triunfo es poder hacer lo que realmente amas como lo sientes, poder expresarte y poder conocerte y quererte.

Te dejamos la dirección web de este proyecto tan interesante, Grändma, por si quieres estar al día de sus últimas creaciones: https://modelitosfeten.com/

Entrevista con David Barco, creador de la productora Dbaudiovisuales

Hablamos con David Barco, creador de la productora audiovisual Dbaudiovisuales. Barco es director y realizador audiovisual. Hoy nos cuenta su Read more

Cine inclusivo: entrevista con Miguel Ángel Font.

Hablamos con Miguel Ángel Font Bisier, director de cine y creador multidisciplinar. Destacar entre sus múltiples facetas su investigación y Read more

Entrevista con Hugo De La Riva, un talentoso director y realizador audiovisual

Hablamos con Hugo De La Riva, un joven director con una notable evolución en el mundo del cine de y Read more

Diseño y restauración de mobiliario: entrevista con Cristina Marín, directora de Fundación Cadisla.

Hablamos con Cristina Marín Blanco, Directora de la Fundación Cadisla, una entidad que entre otras cosas, desarrolla un interesante trabajo Read more