Blog

En este artículo hablaremos sobre el ritmo en el montaje audiovisual, es una primera entrega. En las próximas semanas compartiremos una segunda parte en relación a formatos audiovisuales actuales. El montaje audiovisual, es un proceso de postproducción, y también es un juego de inteligencia, muy aproximado al ejercicio de la poesía o de la música. El término de intervalo proviene de la música y sirve para sugerir relaciones melódicas o armónicas entre notas individuales. Este concepto, trasladado al cine, encaja a la perfección con los métodos del montaje: una estructura compleja de secuencias de imágenes de múltiples capas.

El montaje es un laboratorio de posibilidades de relato.

Hay que tomar muchas precauciones para no caer en la tentación de hacer dos o tres versiones distintas.

Esto es fatal. En la práctica, uno debe ir creando una única estructura

 ligeramente distinta a la anterior, semana tras semana, buscando la versión final.

Patricio Guzmán

El montaje perturba el transcurso

del tiempo, lo interrumpe y, simultáneamente, le devuelve una nueva cualidad.

Su distorsión puede ser un medio de expresión rítmica. ¡Esculpir el tiempo!

Andrei Tarkowsi

Como el cineasta Andrei Tarkowski decía, hacer cine en general es “esculpir en el tiempo”, ya que con el montaje creamos nuestro propio ritmo, modelamos un tiempo nuevo en el que sumergimos al espectador. Por lo tanto, a través de ese ritmo también condicionamos la realidad que queremos expresar.

Todo esto nos lleva a la estructura de montaje, antes de ponernos a montar tendremos que trabajar sobre una escaleta o guión base que diseñaremos para que todo nuestro montaje gire en torno a ella. Esta estructura nos ayudará a crear el ritmo, y a definir la narrativa de nuestro trabajo.

Los objetivos del montaje audiovisual.

  • La continuidad de la acción: El montaje nos asegura la continuidad de la película, organiza esa sucesión de planos y material visual otorgando a cada secuencia un sentido. Y en el caso del montaje de una película con un previo guión, garantiza la continuidad del raccord.
  • Exponer una coherencia lógica: Coherencia lógica en la construcción de la representación audiovisual, tanto a nivel narrativo como estético.
  • Contribuir a la claridad narrativa: El montaje tiene que ayudar a contar cómo se desarrolla un suceso u idea de forma clara y comprensible para el espectador. Creando un propio ritmo según lo que quiera contar.
  • Generar valores expresivos añadidos: Al igual que los directores de cine, escritores o artistas tienen su propio estilo de creación, a través del montaje también podemos crear nuestro propio estilo de contar una historia.
  • Despertar interés y atención: Hay que ser conscientes de que nuestro producto tiene que enganchar al espectador. En ese sentido, mientras montamos tenemos que ponernos en su piel y analizar fríamente nuestro montaje. A su vez, tenemos que buscar las técnicas adecuadas para intentar ser creativos al narrar una historia mediante la edición
  • Estimular estados de emoción: Mediante el ritmo podemos crear misterio, dinamismo, lentitud, drama, amor… todo depende de cómo combinemos nuestros planos en el tiempo.
+ Noticias   El sonido en la producción audiovisual

El ritmo en el montaje.

El ritmo infiere en cómo son contadas las historias; por lo tanto, en el estilo de la narración.

El montaje es un laboratorio de posibilidades de relato.

Hay que tomar muchas precauciones para no caer en la tentación de hacer dos o tres versiones distintas.

Esto es fatal. En la práctica, uno debe ir creando una única estructura

 ligeramente distinta a la anterior, semana tras semana, buscando la versión final.

Filmar lo que no se, Patricio Guzmán

Por ello, dependiendo del producto audiovisual en el que estemos trabajando, diseñaremos un tipo u otro de ritmo, según la expresión que quedamos contar nuestro montaje será más rápido, dramático o poético.

El ritmo de montaje en el cine.

Podemos analizar diferentes ritmos a través de la historia del cine, que es una fuente de inspiración en la tarea del montaje, es el séptimo arte, y por ello, podemos encontrar muchos modelos de experimentación de postproducción. En este sentido, suele ser un campo con mayor libertad que otros formatos que están más ligados a las plataformas en las que se exhiban. Te recomendamos ver el documental “Lecciones de Magia en el montaje” para empaparte un poco del concepto de montaje en la historia del cine:

También te dejamos este video sobre tipos de montaje que refleja muy bien el ritmo utilizado según el tono y emoción de la película que se trata:

Esperamos que este artículo os haya gustado, más adelante compartiremos más información sobre el ritmo en el montaje a través de otros formatos actuales de audiovisuales. ¡Síguenos y no te lo pierdas!

Las sinsombrero: un documental interactivo.

El documental interactivo “Las sinsombrero” (2015), es un proyecto audiovisual muy novedoso: su originalidad reside en que ofrece un relato Read more

¿Qué es el etalonaje?

El etalonaje es un proceso de postproducción que se engloba dentro de los VFX, los efectos visuales. Con el etalonaje Read more

El sonido en la producción audiovisual

Hace unas semanas os informamos sobre la celebración de una Masterclass organizada desde el Área de Audiovisuales y Multimedia, en Read more